SALUD

 

La Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) emitió un comunicado de seguridad para advertir a los consumidores y a los profesionales de la salud acerca de la desfiguración y lesiones graves que puede acarrear el uso de silicona inyectable o de productos falsamente comercializados como rellenos dérmicos aprobados por la FDA, con el fin de aumentar el tamaño de los glúteos, los senos y otras partes del cuerpo.

“Una parte importante de nuestra misión de salud pública es nuestra obligación de advertir a los consumidores sobre los productos no aprobados que se comercializan para usos médicos y que pueden causar daños graves. La silicona novica inyectable para delinear la figura que venden proveedores no autorizados ha despertado en nosotros preocupaciones importantes.

Hemos visto la presencia de efectos adversos graves a consecuencia de estos productos —que a veces son de silicona de calidad industrial— utilizados para estos fines médicos no sancionados”, advirtió el Dr. Scott Gottlieb, M.D., comisionado de la FDA.

“La FDA ha intervenido para tomar medidas coercitivas en contra de sujetos sin escrúpulos que promocionan y prestan estos servicios, pero también queremos concientizar al público en cuanto a los riesgos, los cuales pueden incluir una desfiguración irreversible, e incluso la muerte. Aunque continuaremos a la caza de quienes prestan estos servicios ilegales, la FDA ejercerá su mayor influencia educando a los estadounidenses para que eviten estas prácticas inseguras”.

La silicona inyectable es diferente de la que contienen los implantes de seno aprobados, porque el recubrimiento del implante impide que la silicona de desplace dentro del cuerpo. Al presente, la silicona inyectable sólo está aprobado por la FDA para un uso específico dentro del ojo (el uso intraocular oftálmico).

Al procurar agrandar el tamaño de sus nalgas o de sus senos, o hacerse otra intervención a gran escala para delinear la figura, a algunos consumidores falsamente se le dice que están recibiendo un relleno dérmico aprobado por la FDA, pero en realidad les están inyectando silicona.

Los consumidores deben advertir que la silicona inyectable empleada para delinear la figura no está aprobada por la FDA y puede acarrear graves efectos secundarios que pueden ser permanentes o incluso conducir a la muerte. Los efectos secundarios pueden incluir dolor continuo y lesiones graves, tales como cicatrices, necrosis y desfiguración permanente; si la silicona se desplaza más allá del sitio de la inyección, podría causar una embolia (obstrucción de un vaso sanguíneo), derrames cerebrales, infecciones y la muerte. Pueden presentarse complicaciones graves de inmediato, o podrían hacerlo semanas, meses o años más tarde.

Las inyecciones de silicona para delinear la figura suelen ser administradas por practicantes no acreditados y sin formación médica, en entornos que no son clínicos, tales como residencias u hoteles. La FDA desconoce la verdadera magnitud de las lesiones causadas por estas intervenciones, porque los practicantes no acreditados no dan a conocer las incurridas en su práctica ilícita y los pacientes que resultan perjudicados tal vez no sepan cómo alertar a la dependencia.

“La FDA está alarmada por la creciente tendencia a usar silicona inyectable con el fin de delinear la figura”, señaló Melinda Plaisier, comisonada adjunta de la FDA a cargo de asuntos regulativos. “La dependencia ha investigado y enjuiciado a prestadores de servicios no acreditados que administran estas inyecciones por todo el país, incluyendo recientemente en Miami. Además de enjuiciar a los delincuentes que se aprovechan de los consumidores, la FDA está actuando para educar a los consumidores a fin de prevenir lesiones graves que son producto de estas inyecciones. (Fuente: Prnewswire)

 

 

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *